Archivo por meses: agosto 2019

Junto a ti. Comentario para Matrimonios: Lucas 13, 22-30

EVANGELIO

Vendrán de oriente y occidente y se sentarán a la mesa en el reino de Dios
Lectura del santo Evangelio según san Lucas 13, 22-30

En aquel tiempo, Jesús, pasaba por ciudades y aldeas enseñando y se encaminaba hacia Jerusalén.
Uno le preguntó:
«Señor, ¿son pocos los que se salven?».
Él les dijo:
«Esforzaos en entrar por la puerta estrecha, pues os digo que muchos intentarán entrar y no podrán. Cuando el amo de la casa se levante y cierre la puerta, os quedaréis fuera y llamaréis a la puerta, diciendo:
«Señor, ábrenos»; pero él os dirá:
«No sé quiénes sois».
Entonces comenzaréis a decir.
«Hemos comido y bebido contigo, y tú has enseñado en nuestras plazas».
Pero él os dirá:
«No sé de dónde sois. Alejaos de mí todos los que obráis la iniquidad.»
Allí será el llanto y el rechinar de dientes, cuando veáis a Abrahán, a lsaac y a Jacob y a todos los profetas en el reino de Dios, pero vosotros os veáis arrojados fuera. Y vendrán de oriente y occidente, del norte y del sur, y se sentarán a la mesa en el reino de Dios.
Mirad: hay últimos que serán primeros, y primeros que serán últimos».

Palabra del Señor.

Avisos:

  • Retiros en Madrid: 13-15 y 27-29 de septiembre (Casa de Espiritualidad Emaús – Oblatos). Orad por los frutos.
  • Retiro en Málaga y campamento para niños: 04-06 de octubre. Infórmate aquí: https://wp.me/p6AdRz-1RV

(Retiros pendientes de apertura de inscripciones. Informaremos más adelante)

  • Retiro en Sevilla: 18-20 de octubre
  • Retiro en Valladolid: 15-17 de noviembre
  • Retiro en Salamanca: 22-24 de noviembre
  • Retiro en Barcelona: 22-24 de noviembre
  • Retiro en Valencia: 29 nov- 01 dic

Para ver más pincha aquí: https://wp.me/P6AdRz-D1

Junto a ti.

¿Señor me salvaré? Jesús responde: Esfuérzate por entrar por la puerta estrecha. El Evangelio de hoy nos muestra que en el cielo se hila muy fino. Estando a las puertas del cielo y llamo a Jesús pidiéndole que me abra ¿Escucharé: no se quien eres?
Quizás haya comido y bebido con El y de Él yendo a la Eucaristía, pero ¿me he unido alguna vez a Su dolor? ¿Conozco Su Corazón?

La solidaridad en el dolor es la prueba inequívoca del amor y por ello, es el lenguaje de la Cruz. En la Cruz, Jesús se identifica conmigo cuando sufro, hoy me pregunto si yo me identifico con Él en Su Pasión. Frente al egoísmo y el narcisismo, la Cruz-puerta estrecha, me libera de la preocupación por mi propio “yo”, saliendo al encuentro del que sufre.

El amor que acompaña, genera felicidad.

Aterrizado a la vida matrimonial:

Pili: (Llora porque Juan, su esposo, la ha herido. Se ha sentido juzgada y humillada por él. Le ha dicho que ella nunca transmite alegría en la casa).
Juan: (Se da cuenta de la situación y decide entrar por la puerta estrecha aniquilando su razón, porque él realmente piensa que ella está generando amargura en el hogar. Pero ahora no importa si tiene razón. Lo que importa es que ella está sufriendo. Se acerca a ella y le habla) Pili, comprendo que te sientas mal. Sé que llevas mucha carga con el trabajo y los niños. Pero tú tienes el don de la alegría, porque cuando estás más descansada, en vacaciones, haces propuestas y bromeas… ¡Venga! ¡Ánimo! Que tú puedes. Te invito a cenar.
Pili: (Le abraza sintiéndose amada y levantada de su caída. Ella también decide olvidar lo que le ha dicho y no volver a reprocharle lo que su esposo le había dicho que le causó el dolor)

Madre,

Qué bueno es hacer varias veces al día la comunión espiritual: Creo, Jesús mío, que estás real y verdaderamente en el cielo y en el Santísimo Sacramento del Altar. Os amo sobre todas las cosas y deseo vivamente recibirte dentro de mi alma, pero no pudiendo hacerlo ahora sacramentalmente, venid al menos espiritualmente a mi corazón. Y como si ya os hubiese recibido, os abrazo y me uno del todo a Ti. Señor, no permitas que jamás me aparte de Ti. Amén

San Alfonso María de Ligorio

Me empuja a amarte. Comentario para Matrimonio: Mateo 22, 34-40

EVANGELIO

Amarás al Señor tu Dios, y a tu prójimo como a ti mismo.
Lectura del santo Evangelio según san Mateo 22, 34-40

En aquel tiempo, los fariseos, al oír que Jesús había hecho callar a los saduceos, se reunieron en un lugar y uno de ellos, un doctor de la Ley, le preguntó para ponerlo a prueba:
«Maestro, ¿cuál es el mandamiento principal de la Ley?».
Él le dijo:
«”Amarás al Señor tu Dios, con todo tu corazón, con toda tu alma, con toda tu mente”.
Este mandamiento es el principal y primero. El segundo es semejante a él:
“Amarás a tu prójimo como a ti mismo”.
En estos dos mandamientos se sostienen toda la Ley y los Profetas».

Palabra del Señor.

Avisos:

  • Congreso de Evangelización por el Centenario de la Consagración de España al Sagrado Corazón de Jesús que se celebrará en Madrid los días 28 y 29 de Septiembre. ESTÁIS TODOS INVITADOS A VIVIR UNA EXTRAORDINARIA EXPERIENCIA CON PROYECTO AMOR CONYUGAL!!. Si tienes pensado asistir inscríbete aquí: http://corazondecristo.org/congreso
  • Retiros en Madrid: 13-15 y 27-29 de septiembre (Casa de Espiritualidad Emaús – Oblatos). Orad por los frutos.
  • Retiro en Málaga y campamento para niños: 04-06 de octubre. Infórmate aquí: https://wp.me/p6AdRz-1RV

(Retiros pendientes de apertura de inscripciones. Informaremos más adelante)

  • Retiro en Sevilla: 18-20 de octubre
  • Retiro en Valladolid: 15-17 de noviembre
  • Retiro en Salamanca: 22-24 de noviembre
  • Retiro en Barcelona: 22-24 de noviembre
  • Retiro en Valencia: 29 nov- 01 dic

Para ver más pincha aquí: https://wp.me/P6AdRz-D1

Me empuja a amarte.

No sólo hemos sido creados semejantes a Dios, sino que todo lo nuestro se explica desde Dios. Hasta en los mandamientos aparece esta semejanza: «El segundo es semejante a éste». De hecho, es imposible amar a Dios y no amar al prójimo.

Y nuestro próximo más cercano evidentemente es nuestro esposo. Decía nuestro Obispo dirigiéndose a los matrimonios: Quien dice que ama a Dios y no ama a su esposo, miente. Amar a Dios con todo el corazón, con toda el alma y con todo el ser, es semejante a amar a mi esposo como a mí mismo. Y estos son los dos principales mandamientos ¿Seguro que ya me he enterado?

Aterrizado a la vida matrimonial:

Paco: No entiendo que quieras más a Dios que a mí.
Ana: Es que, amando más a Dios, puedo amarte más a ti.
Paco: Pues no lo entiendo.
Ana: Dios me va liberando de mis apegos, de mis pecados, me hace más libre para ser más capaz de entregarme a ti. ¿Te acuerdas cuando me enganchaba con las telenovelas? Entonces te quejabas de que no estaba contigo el sábado por la tarde. Bien, pues Dios me ha enseñado que es más importante que aproveche para compartir el sábado juntos tú y yo. ¿Qué te parece?
Paco: En ese sentido bien.
Ana: Pues igual, me va quitando mis egoísmos, mis deseos los va orientando hacia nuestra unión… De hecho, Él me empuja a amarte más.
Paco: Bueno… ya me va gustando más que ames a Dios. Voy a tener que pedirte que me enseñes a amarle.
Ana: Paco, ¡Qué bueno eres!. Si es que, te tengo que querer… No te como porque me quedaría sin esposo, que si no…

Señor,

Que acogiendo a mi esposo y a mi familia, te acoja a Ti, que entregándome a ellos, me entregue a Ti. Que amándoles, te ame a Ti. Madre de los esposos, ruega por nosotros. Amén.

El traje de las Bodas. Comentario para Matrimonios: Mateo 22, 1-14

EVANGELIO

A todos los que encontréis convidadlos a la boda
Lectura del santo Evangelio según san Mateo 22, 1-14

En aquel tiempo, Jesús volvió hablar en parábolas a los sumos sacerdotes y a los ancianos del pueblo, diciendo:
«El reino de los cielos se parece a un rey que celebraba la boda de su hijo; mandó a sus criados para que llamaran a los convidados, pero no quisieron ir. Volvió a mandar otros criados, encargándoles que dijeran a los convidados:
“Tengo preparado el banquete, he matado terneros y reses cebadas, y todo está a punto. Venid a la boda”.
Pero ellos no hicieron caso; uno se marchó a sus tierras, otro a sus negocios; los demás agarraron a los criados y los maltrataron y los mataron.
El rey montó en cólera, envió sus tropas, que acabaron con aquellos asesinos y prendieron fuego a la ciudad.
Luego dijo a sus criados:
“La boda está preparada, pero los convidados no se la merecían. Id ahora a los cruces de los caminos, y a todos los que encontréis, convidadlos a la boda.”
Los criados salieron a los caminos y reunieron a todos los que encontraron, malos y buenos. La sala del banquete se llenó de comensales. Cuando el rey entró a saludar a los comensales, reparó en uno que no llevaba traje de fiesta y le dijo: “Amigo, ¿cómo has entrado aquí sin el vestido de boda?”
El otro no abrió la boca.
Entonces el rey dijo a los servidores:
“Atadlo de pies y manos y arrojadlo fuera, a las tinieblas. Allí será el llanto y el rechinar de dientes”.
Porque muchos son los llamados, pero pocos los escogidos».

Palabra del Señor.

Avisos:

  • Congreso de Evangelización por el Centenario de la Consagración de España al Sagrado Corazón de Jesús que se celebrará en Madrid los días 28 y 29 de Septiembre. ESTÁIS TODOS INVITADOS A VIVIR UNA EXTRAORDINARIA EXPERIENCIA CON PROYECTO AMOR CONYUGAL!!. Si tienes pensado asistir inscríbete aquí: http://corazondecristo.org/congreso
  • Retiros en Madrid: 13-15 y 27-29 de septiembre (Casa de Espiritualidad Emaús – Oblatos). Orad por los frutos.
  • Retiro en Málaga y campamento para niños: 04-06 de octubre. Infórmate aquí: https://wp.me/p6AdRz-1RV

(Retiros pendientes de apertura de inscripciones. Informaremos más adelante)

  • Retiro en Sevilla: 18-20 de octubre
  • Retiro en Valladolid: 15-17 de noviembre
  • Retiro en Salamanca: 22-24 de noviembre
  • Retiro en Barcelona: 22-24 de noviembre
  • Retiro en Valencia: 29 nov- 01 dic

Para ver más pincha aquí: https://wp.me/P6AdRz-D1

El traje de las Bodas.

Recibimos hoy la invitación del Padre a la boda de su Hijo. ¿La habéis abierto ya?. Dios Padre todopoderoso, tiene el placer de invitarles a la celebración del enlace nupcial de su Hijo Jesús con la Iglesia Santa, el día ___ en ___ a las ___. (No sabéis ni el día, ni la hora)

Con un amor, hasta el extremo, nos invita Dios a sus nupcias con la humanidad. La respuesta del hombre, la vemos en la calle a diario y es lo que leemos en el Evangelio de hoy. No hay respuesta por parte de los invitados a participar del banquete nupcial. Frente a tal DON, Dios continúa recibiendo el desprecio de muchos.

Hemos sido invitados a la mayor de las fiestas, a la mayor de las mesas, a la mayor de las celebraciones. Algo incomparable, único, donde viviremos la plenitud del amor y de la alegría. Nada lo podrá superar jamás. Es la gran boda del Esposo con la humanidad, donde todos seremos uno. Ahora toca organizar todos los preparativos: ¿Qué vamos a aportar cada uno en esa fiesta? ¿Qué regalo llevaremos?

A esta fiesta, a esta boda no se lleva nada material. Sólo se puede llevar un traje de amor. Sólo podemos entrar revestidos de Cristo.

Aterrizado a la vida matrimonial:

Alejandro: Esposa, ¿tú qué te pondrías para la celebración de las Bodas del Cordero?
Águeda: La fe que va a juego con la esperanza y queda fenomenal. Como zapatos, la humildad que es la única que te lleva hacia Dios aunque no camines. Como complementos, la perseverancia y la entrega hasta el final, que le dan mucha clase al conjunto.
Alejandro: Precioso traje. Yo me pondría la misericordia a juego con la verdad. Como zapatos el servicio y como complementos, la simpatía, la sonrisa, los gestos de cariño, dan una aire especial al conjunto…
Águeda: Tú tenías que haber sido modisto del Señor. Me encanta.
Alejandro: ¿Nos ayudamos mutuamente y con ilusión a confeccionar nuestros trajes?
Águeda: ¡Vale! Esperamos estar a la altura de una celebración tan grandiosa.

Madre,

Deseamos con alegría el día de las Bodas del Cordero. Gustosos nos ayudaremos para vivirla juntos como merece. Alabado sea el Señor que nos ha invitado.

Lo convenido. Comentario para Matrimonios: Mateo 20, 1-16a

EVANGELIO

¿Vas a tener tú envidia porque yo soy bueno?
Lectura del santo Evangelio según san Mateo 20, 1-16a

En aquel tiempo, dijo Jesús a sus discípulos esta parábola:
«El reino de los cielos se parece a un propietario que al amanecer salió a contratar jornaleros para su viña. Después de ajustarse con ellos en un denario por jornada, los mandó a la viña.
Salió otra vez a media mañana, vio a otros que estaban en la plaza sin trabajo, y les dijo:
«Id también vosotros a mi viña, y os pagaré lo debido».
Ellos fueron.
Salió de nuevo hacia mediodía y a media tarde, e hizo lo mismo.
Salió al caer la tarde y encontró a otros, parados, y les dijo:
«¿Cómo es que estáis aquí el día entero sin trabajar?»
Le respondieron:
«Nadie nos ha contratado.»
Él les dijo:
«Id también vosotros a mi viña».
Cuando oscureció, el dueño dijo al capataz:
«Llama a los jornaleros y págales el jornal, empezando por los últimos y acabando por los primeros».
Vinieron los del atardecer y recibieron un denario cada uno.
Cuando llegaron los primeros, pensaban que recibirían más, pero ellos también recibieron un denario cada uno. Al recibirlo se pusieron a protestar contra el amo:
«Estos últimos han trabajado solo una hora y los has tratado igual que a nosotros, que hemos aguantado el peso del día y el bochorno”.
Él replicó a uno de ellos:
«Amigo, no te hago ninguna injusticia. ¿No nos ajustamos en un denario? Toma lo tuyo y vete. Quiero darle a este último igual que a ti. ¿Es que no tengo libertad para hacer lo que quiera en mis asuntos? ¿O vas a tener tú envidia porque yo soy bueno?”
Así, los últimos serán los primeros y los primeros los últimos».

Palabra del Señor.

Avisos:

  • Retiros en Madrid: 13-15 y 27-29 de septiembre (Casa de Espiritualidad Emaús – Oblatos). Orad por los frutos.
  • Retiro en Málaga y campamento para niños: 04-06 de octubre. Infórmate aquí: https://wp.me/p6AdRz-1RV

(Retiros pendientes de apertura de inscripciones. Informaremos más adelante)

  • Retiro en Sevilla: 18-20 de octubre
  • Retiro en Valladolid: 15-17 de noviembre
  • Retiro en Salamanca: 22-24 de noviembre
  • Retiro en Barcelona: 22-24 de noviembre
  • Retiro en Valencia: 29 nov- 01 dic

Para ver más pincha aquí: https://wp.me/P6AdRz-D1

Lo convenido.

A veces me quejo, y eso implica que creo que merezco más de lo que Dios me ha dado. Andamos comparándonos compitiendo a ver quién queda por encima de quién… Es Dios quien da y es Él quien ajusta las cuentas. En vez de eso, lo que tengo es disfrutar de los beneficios de trabajar en Su viña, y aprender a valorar la viña que me ha entregado: Mi matrimonio. Menudo don para trabajarlo. ¡Precioso!

Aterrizado a la vida matrimonial:

Pedro: Ana, me he dado cuenta de que soy un quejica. Me quejo de si llegas tarde, me quejo de si no estás pendiente de mí, me quejo de que no se respeta mi autoridad… chorradas!! Me he olvidado de a quién tengo por Padre. Y me olvido de que no merezco la vida, no merezco la esposa que me ha dado para mí en exclusiva, con el valor que tú tienes para Dios. No merezco unos hijos que son Suyos, no merezco mi misión de esposo y padre. No merezco a mi ángel de la guarda, no merezco a mi Madre, no merezco recibir la Eucaristía, el Sacramento de la Reconciliación, no merezco ser salvado…
Ana: Qué bonito, Pedro. Cuánto me enamora de ti oírte decir eso.
Pedro: Tengo que dejar de quejarme, Ana. Me he propuesto dar gracias cada día por cada don recibido y por cada don que recibáis mis seres queridos. Tú en especial.
Ana: Me encanta! Me apunto a tu plan.

Madre,

Siempre andamos comparándonos, y mirando lo que nos parece que nos falta. Siempre nos parece que cuando mejore la situación… seremos más felices o más fieles, o más entregados… Hoy soy feliz Madre, con lo que tengo, con lo que soy y con lo que el Señor me promete, con lo convenido. Él será mi Dios y yo seré Su hijo. Gracias!! Eternamente Gracias!!