Porque convenía. Comentario del Evangelio para Matrimonios: Lucas 1, 39-56

EVANGELIO

El Poderoso ha hecho obras grandes en mí: enaltece a los humildes
Lectura del santo Evangelio según san Lucas 1, 39-56

En aquellos días, María se levantó y se puso en camino de prisa hacia la montaña, a una ciudad de Judá; entró en casa de Zacarías y saludó a Isabel.
Aconteció que. en cuanto Isabel oyó el saludo de María, saltó la criatura en su vientre. Se llenó Isabel de Espíritu Santo y levantando la voz, exclamó:
«¡Bendita tú entre las mujeres, y bendito el fruto de tu vientre!
¿Quién soy yo para que me visite la madre de mi Señor? Pues, en cuanto tu saludo llegó a mis oídos, la criatura saltó de alegría en mi vientre. Bienaventurada la que ha creído, porque lo que le ha dicho el Señor se cumplirá».
María dijo:
«Proclama mi alma la grandeza del Señor, “se alegra mi espíritu en Dios, mi salvador; porque ha mirado la humildad de su esclava”.
Desde ahora me felicitarán todas las generaciones, porque el Poderoso ha hecho obras grandes en mi: “su nombre es santo, y su misericordia llega a sus fieles de generación en generación”.
Él hace proezas con su brazo: dispersa a los soberbios de corazón, “derriba del trono a los poderosos y enaltece a los humildes, a los hambrientos los colma de bienes y a los ricos los despide vacíos.
Auxilia a Israel, su siervo, acordándose de la misericordia” – como lo había prometido a “nuestros padres” – en favor de Abrahán y su descendencia por siempre».
María se quedó con Isabel unos tres meses y volvió a su casa.

Palabra del Señor.

Porque convenía.

Hoy celebramos la solemnidad de la Asunción de María.
“Convenía que aquella que había sido conservada intacta en su virginidad conservara intacto su cuerpo de la muerte. Convenía que aquella que había llevado en su seno al creador del universo como un niño tuviera después su mansión en el cielo. Convenía que aquella que vio morir a su Hijo en la cruz lo viera ahora sentado en su gloria. Convenía que la madre de Dios poseyera lo mismo que su Hijo y que fuera venerada por todas las criaturas como Madre de Dios”

Admiramos hoy la belleza de Ntra. Madre, que es subida al cielo en cuerpo y alma, precediendo a todos Sus hijos. Hoy es un día de esperanza y de gloria.

Aterrizado a la vida matrimonial:

Alicia: Y ahora ¿qué hacemos?
Raúl: Confiar en Ntra. Madre. Ella tiene todo el poder. Es Medianera de todas las gracias. ¿No va a poder resolver nuestros problemas?
Alicia: Pues sí, claro que puede. Lo mejor que hemos hecho ha sido consagrarnos a Ella. Todo por Ella y para Ella. Así que, seguimos entregados y confiando en Ella. Recemos juntos, como cada día, el Santo Rosario.
Raúl: Qué paz da tener una Madre así.
Ambos: Por la Señal de la Santa Cruz…

Oración a la Virgen (de San Juan Pablo II)

¡Oh Virgen naciente, esperanza y aurora de la salvación para todo el mundo!, vuelve benigna tu mirada maternal hacia todos nosotros, reunidos aquí para celebrar y proclamar tus glorias.
¡Oh Virgen fiel, que fuiste siempre solícita y dispuesta a recibir, conservar y meditar la Palabra de Dios!, haz que también nosotros, en medio de las dramáticas vicisitudes de la historia, sepamos mantener siempre intacta nuestra fe cristiana, tesoro preciado transmitido por nuestros padres.
¡Oh Virgen poderosa, que con tu pie aplastas la cabeza de la serpiente tentadora!, haz que cumplamos, día tras día, nuestras promesas bautismales, con las que hemos renunciado a Satanás, a sus obras y seducciones, y sepamos dar al mundo un gozoso testimonio de esperanza cristiana.
¡Oh Virgen clemente, que siempre has abierto tu corazón maternal a las invocaciones de la humanidad, a veces lacerada por el desamor y hasta, desgraciadamente, por el odio y la guerra! enséñanos a crecer, todos juntos, según las enseñanzas de tu Hijo, en la unidad y en la paz, para ser dignos hijos del único Padre celestial. Amén.

2 pensamientos en “Porque convenía. Comentario del Evangelio para Matrimonios: Lucas 1, 39-56

  1. Petra

    Madre de Misericordia, líbranos de los peligros y tristeza de esta vida e interceder por nosotros para llegar hasta la otra junto a TI Y TU HIJO Y AL PADRE ETERNO.
    Contamos con tu protección, como hasta ahora en todo, y en este 45 aniversario de la celebración de nuestro sacramento del matrimonio, gracias de todo corazón y acepta nuestras oraciones y rezo del santo rosario… También por todos los matrimonios.

    Responder
    1. Proyecto Amor Conyugal Autor

      Muchas gracias, Petra. Enhorabuena por vuestro aniversario. Que Dios os bendiga.
      Unidos por María.

      Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *